Encontrar las agujas que mejor se adecuen a tu manera de tejer es fundamental para tejer más y mejor. Hoy vamos a hablar sobre los tipos de agujas que existen y sus principales características en relación al material con el que están fabricadas. De esta manera podrás identificar cuáles serán las que harán de ti una tejedora imparable.

Ya sabemos que cada tejedora es un mundo, que el estado de ánimo nos afecta a la hora de tejer, que según el día de trabajo que hayas tenido, o si has vivido algún disgusto, cuando te pones a tejer todo afecta indirectamente al resultado final de tu proyecto. Por eso, no es lo mismo una tejedora veloz, que una impaciente, o que una principiante.

Hay quien se concentran con cierta facilidad y nada más empezar a tejer ya sólo escuchan en su interior su mantra particular: “2 puntos juntos del revés, 1 del derecho, 2 puntos juntos del revés…“, que acompañado del tintineo de las agujas la traslada a un estado zen sin parangón

Pero también existen aquellas personas que para disfrutar del ratito de tejer que tienen al día, necesitan que todo a su alrededor sea un ambiente propicio.

¿Has vivido alguna de estas situaciones?

  • Empiezas a tejer con toda la ilusión del mundo y ¡Pum! los ovillos no paran de enredarse, o se caen rodando del sofá al suelo y recorren todo tu salón hasta llegar a la última esquina. Tu momento de relax se ha ido al garete, parece que estás en el gimnasio porque no paras de hacer sentadillas, levantándote una y otra vez.
  • Te das cuenta que tienes una rebelión en tu labor y los últimos 20 puntos han decidido independizarse del resto escapando de tus agujas, no te dan tregua, cada 3 vueltas se escapan. La desesperación empieza a recorrer la sangre de tus venas y te preguntas por qué, aunque lo intentes, los puntos no quieren permanecer en su sitio.
  • Quizás te has enamorado de la moda de las agujas de bamboo, por fin vas a poder viajar en avión y tejer al mismo tiempo. ¡Bien! (Un momento, ¿te pasas el día metida en un avión o bien lo coges a lo sumo 2 o 3 veces al año y para colmo cuando lo haces facturas los ovillos y la lana en vez de llevarlo en el equipaje de mano?).  Las agujas de bamboo son el último grito, pero resulta que quizás tú aprendiste tejer con agujas de aluminio y sientes que no avanzas, que vas más lenta que el caballo del malo… Y te preguntas una y otra vez por qué no puedes seguir la moda que tanto te gusta y tejer a la velocidad de siempre.

¿Sabes que puede ser que no estés utilizando las agujas correctas? 

tipos de agujas para tejer

Bien, no desesperes, todos tenemos días mejores o peores, pero puede que si no estás trabajando con las agujas que mejor se adecuan a tu manera de tejer, a tu personalidad, a tu técnica o tu destreza, sea ese el motivo por el cual cuando llegas al mejor momento del día, a veces se convierte en una pesadilla.

Tejer no es coger unas agujas y el primer ovillo que pilles, es todo un proceso de conocimiento interior si deseas hacerlo lo mejor posible y dar lo mejor de ti

 

Las agujas son herramientas que tienen más de 20.000 años de historia. En la Prehistoria eran de piedra, de madera o de hueso, más tarde se pasó al hierro, y fue en China más adelante cuando se utilizaron de acero. Fueron los árabes los que las introdujeron en Europa, hechas con materiales muy delicados como carey o marfil, incluso con colmillos de animales. Como buenas herramientas para confeccionar ropa de abrigo con el tiempo fueron evolucionando hasta convertirse en las mejores aliadas de quienes adoran tejer, por eso hoy día siguen existiendo diferentes materiales.

Las agujas son para la tejedora como la harina para el panadero, la llave inglesa para el fontanero, los libros para el maestro o el metro para el arquitecto. Las agujas son la extensión de tus manos y las encargadas de que tejas al ritmo y con la tensión que mejor resultado te den. Normalmente se le otorga casi el 100% de la responsabilidad a la lana o al algodón que utilices; y resulta que las agujas con las que tejas es igualmente importante.

Si te gusta tejer es interesante que conozcas los materiales de lo que están fabricados las extensiones de tus manos: las agujas,  que son las encargadas de darle forma a los proyectos que tienes en mente.  Agujas de aluminio, de madera, de plástico y de bamboo. Nosotras las hemos probado todas, pero tenemos nuestras preferencias. ¿Cuáles son las que más te van?

agujas de aluminio para tejer

Las agujas de aluminio, aunque en principio pueda resultar contradictorio a la calidez que tiene el hecho de tejer, resultan ser las mejores amigas de las tejedoras veloces. Si eres de las que teje sin mirar hacia abajo, de las que tejes las vueltas a la velocidad de luz, y tus proyectos ven el final siempre más pronto que tarde, éstas son tus agujas.

agujas de aluminio para tejer

La característica más destacable es que la lana se desliza por las agujas muy bien, por lo que si no tienes mucha experiencia en vez de resultar una ventaja puede suponer un problema, ya que tienes más posibilidades de que los puntos se te escapen. 

La punta de las agujas de aluminio, aunque es roma, está lo suficientemente afiliada para introducirla con mucha facilidad entre los puntos, lo que también puede ser una ventaja si tejes muy tenso. Aunque por otro lado, si no tienes mucha práctica, puedes encontrarte con que se introduzca entre los cabos del hilo y la lana.

Las agujas de aluminio son rígidas, no se doblan con facilidad, y además son ligeras, no pesan casi nada. El pack de agujas de aluminio Mondial que tenemos a la venta en nuestra shop te permite trabajar con cualquier grosor, desde el 2.5 al 15, las de numeración más alta son huecas para que no pesen, al contrario que las de un grosor menor, lo cuál permite que trabajes siempre con ligereza y soltura. Puedes verla y enloquecer con su bonito colorido aquí.

agujas de bamboo para tejer

Las agujas de Bamboo están de moda en este momento, son muchas sus ventajas: es un material natural, flexible, suave, cálido y las puedes llevar en el avión

Si tejes con poca tensión también funcionan para las tejedoras veloces, pero es muy importante la manera de tejer que tengas, si acabas de llegar al mundo tricotante, entonces te vendrán bien para tomártelo con calma, para no dejarte llevar por la impaciencia, para disfrutar del proceso y aprender sin querer llegar a la meta cuanto antes. 

agujas de bamboo para tejer

Su punta es menos afilada, pero lo suficiente para que tenga buen deslizamiento entre los puntos y que no se enganche la hebra. Las agujas de bamboo son las ideales para trabajar con lana gruesa. Se recomienda para principiantes porque facilita ir despacio, no hay que tener prisa, todo llega en su momento, y si vas a tejer velozmente lo harás una vez que hayas practicado lo suficiente.

agujas de plástico para tejer

Las agujas de plástico tienen varios puntos a resaltar, el primero es que son más económicas que el resto de materiales, el segundo es que no pesan casi nada, eso siempre te va ayudar cuando tejes con lana gruesa o proyectos muy grandes, como puede ser una manta…  

Si tengo que quedarme con algo a resaltar de estas agujas es que son suaves, pero depende del fabricante. Lo que no me gusta de estas agujas es que se deterioran con el tiempo, que incluso a veces amarillean…

agujas de plástico para tejer

Si tejo con agujas de plástico es porque el proyecto lo requiere, de hecho nuestra Winter Blanket está tejida con agujas del nº20, eso facilitó la tarea: por tiempo, por peso y por diseño.

agujas de madera para tejer

Como las agujas de Bamboo, se trata de un material natural, eso siempre fomenta el trabajo gustoso y placentero de tejer. Las agujas de madera de Knit Pro (disponibles en nuestra shop) son tan bonitas, que inevitablemente te motivan a tejer. Son perfectas para hacer un regalo especial, ya sea tejido o para darle unas herramientas espectaculares a una tejedora experta. 

Los acabados de estas agujas, tan suaves y tan cuidados, hace que la lana se deslice por ellas con una facilidad pasmosa. Son las agujas perfectas para tejedoras detallistas, que seleccionan su material de trabajo con mimo y esmero desde el minuto cero. Estas agujas hacen que el ritual de tejer se convierta en toda una experiencia: decidir el grosor, elegir la lana, empezar el proyecto… Puede ser un ritual de iniciación en el mundo tejeril de lo más exquito.

agujas de madera para tejer

El hecho de que sean tan firmes como unas agujas de aluminio, combina a la perfección con la calidez de la madera, utilizarlas se convierte en todo un placer. La longitud de estas agujas es de 35 cm, por lo que te puede venir bien para tejer proyectos pequeños que no requieren de un nº excesivo de puntos.

Acostumbrada a tejer con agujas de 40 cm de longitud, cuando pasas a tejer con estas Knit Pro de 35 cm, es estupendo, ya no salen como lanzas de tu bolso, y puedes transportarlas con mayor facilidad, y cuando las sacas a la calle, te lucen como pocas…

Después de esto: ¿Sabes cuáles son tus agujas perfectas?

Tanto mi madre como yo tenemos preferencia a las agujas de aluminio, mi madre es una tejedora imparable, su buen hacer y velocidad son extremas. En mi caso tiene más que ver con que el ruido que hacen al tejer me relaja y me concentra. De vez en cuando me gusta cambiar a las de bamboo, pero siempre acabo volviendo a mis agujas metaleras. Aunque admito que a veces me encanta serles infiel con las agujas de madera de Knit Pro. 

Ahora tu relación con tus agujas, a pensar en sí a veces has vivido sensaciones incómodas o no has dado pie con bola tejiendo, en ese caso piensa en que quizás las agujas no te están favoreciendo, y puede que tengas que descubrir que para tejer tu camino hay otras agujas esperándote.

Cuéntame que agujas estás acostumbrada a utilizar, o si bien vas de una a otra, o si nunca te habías parado a pensar en que pueden afectar más de lo que crees.

¡Te espero en los comentarios!

 

Share Button